Síguenos en Facebook

Siguenos en Facebook Síguenos en Twitter

jueves, 20 de octubre de 2016

'Ozzy', a medio camino de todo


Poco a poco el cine de animación en España va creciendo a pasos de gigante. 'Las aventuras de Tadeo Jones' (2012), 'Planet 51' (2009) o 'Atrapa la bandera' (2015) son unos de los pocos ejemplos de lo bien encaminado que va nuestro país en este cine. Pero, entonces...¿Qué ha pasado con 'Ozzy'?

Alberto Rodríguez (no confundir con el director de 'La isla mínima'), nos trae la aventura de una mimada mascota llamada Ozzy (Benjamin Nathan-Serio), que tendrá que sobrevivir sin su familia en un balneario para perros, que resultará ser una cárcel. La premisa argumental a priori parece original, pero, a la hora de mostrarnos los acontecimientos, se hace de una manera torpe y con pocos momentos cómicos para los más mayores.


Una introducción excesivamente larga, con una familia un tanto estúpida. Está claro que, al ser una película de animación, los gestos tienen que ser más exagerados para poder sacarles una sonrisa a los más peques de la casa, pero deberían ser más realistas. Los cortes y transiciones entre escenas son burdos, son como sketches de corta duración que después se unen en montaje, intentando contar una historia lo mejor posible. 

Personajes a los que les falta carisma, sales de la sala de cine sabiéndote solo el nombre del protagonista, esto hace que el trasfondo emocional se quede demasiado cojo. Chistes para adultos con poca chicha que no entenderán los niños y chistes para niños que no llegarán a los adultos. Se queda a medio camino de todo.


Hay bastantes referencias a películas carcelarias, como la escena final de Blue Creek (el supuesto balneario), que nos recuerda a 'Cadena perpetua' (1994), así como la escena de la puerta de 'El resplandor' (1980). El dibujo no está a la altura de las películas de animación citadas al principio, pero tiene un trazo parecido a los 'Looney Tunes'. Muy poco movimiento en el pelo de los animales.

Esta coproducción española-canadiense llega a los cines semanas después de que se estrenara 'Mascotas' (2016). Al ser los protagonistas parecidos, esto puede afectar a sus datos en la taquilla, por la poca novedad que puede ofrecer. Para finalizar, es una película entretenida para niños, ya que mezcla valores de amistad con escenas de acción que harán disfrutar a este sector del público. 

Lo mejor: A los más pequeños les gustará.

Lo peor: Se queda a medio camino de gustar a un público más amplio.

Valoración: 2,5


Tráiler


Sinopsis

La idílica vida de Ozzy, un simpático y pacífico beagle que se ha criado entre algodones junto a la familia Martin, va a dar un vuelco. Cuando su familia no puede llevarle a un largo viaje lejos de su hogar, le depositan en lo que creen que es el mejor balneario canino, Blue Creek. Pero la perfecta estampa del lugar resulta ser una fachada urdida por su villano propietario, y otro destino bien distinto aguarda a Ozzy: éste irá pronto a parar al verdadero Blue Creek, una cárcel para perros, habitada en su mayoría por duros chuchos callejeros y donde prevalece la ley del más fuerte Allí dentro Ozzy tendrá que esquivar el peligro, encontrar fuerzas donde no creía tenerlas y aprender a apoyarse en Chester, Fronky (Dani Rovira) y Doc, los nuevos amigos que le acompañarán en esta aventura para intentar regresar sano y salvo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

 

Suscribete e-mail

 
Blogger Templates